Alegría en Salmo 16

Durante la mañana ayer, leí alguna escritura alentadora, incluyendo un salmo de la mañana del domingo – Salmo 16 (NLBA).

Fui debajo de una un momento de la verdad para un proyecto importance de me trabajo y ¡todo es loco! Por favor reza para mí. Todo está bien ahora – espero que queda así.

Protégeme, oh Dios, pues en Ti me refugio.
Yo dije al Señor: «Tú eres mi Señor;
Ningún bien tengo fuera de Ti».
En cuanto a los santos que están en la tierra,
Ellos son los nobles en quienes está toda mi delicia.
Se multiplicarán las aflicciones de aquellos que han corrido tras otro dios;
No derramaré yo sus libaciones de sangre,
Ni sus nombres pronunciarán mis labios.

El Señor es la porción de mi herencia y de mi copa;
Tú sustentas mi suerte.
Las cuerdas me cayeron en lugares agradables;
En verdad es hermosa la herencia que me ha tocado.

Bendeciré al Señor que me aconseja;
En verdad, en las noches mi corazón me instruye.
Al Señor he puesto continuamente delante de mí;
Porque está a mi diestra, permaneceré firme.
Por tanto, mi corazón se alegra y mi alma se regocija;
También mi carne morará segura,
10 Porque Tú no abandonarás mi alma en el Seol,
Ni permitirás que Tu Santo sufra corrupción.
11 Me darás a conocer la senda de la vida;
En Tu presencia hay plenitud de gozo;
En Tu diestra hay deleites para siempre.

Mis versos favoritos en este paisaje son el primer verso – es una llamada para la protección y el refugio (Protégeme, oh Dios, pues en Ti me refugio.) Verso 5 nos asegura que Dios tiene control de todas las cosas (El Señor es la porción de mi herencia y de mi copa), y verso 11 al fin del paisaje promete que “hay plenitud de gozo” en la presencia de Dios.

Éstos salmos fueron escritos por el Rey David, quien se enfrentaba mucho peligro durante su vida – de los predators en la tierra salvaje mientras trabajaba como un pastor, del Rey Saúl (quien tenía el trono antes de David), y en el campo de batalla, mientras conquistaba tierra para su niño Solomon (quien era bien conocido por su conocimiento). David permaneciera fiel con su fé en Dios y fue protegido por su tiempo en el campo de guerra y en tiempos de paz.

Personalmente, yo sé que me siento lo más contenta cuando recuerdo que Dios tiene lo que es mejor para mí en su mente. Jeremías 29:11 nos diga, “Porque Yo sé los planes que tengo para ustedes”, declara el Señor, “planes de bienestar y no de calamidad, para darles un futuro y una esperanza.” Yo sé que hay tiempos cuando yo he realizado que no estaría donde soy si no tendría un derrame cerebral. Algunas dificultades eventualmente pueden traernos al triunfo en el futuro…

Please Leave a Reply

Books by Malinalli
A %d blogueros les gusta esto: